Comprar

Prueba KTM 250 EXC 2013. La evolución de una enduro ejemplar.

Cada vez que probamos este modelo siempre nos hacemos la misma pregunta ¿se puede mejorar más todavía? La respuesta de KTM es siempre la misma: siempre encontramos puntos y detalles a pulir. Como consecuencia tienen siempre en catálogo una de las mejores enduros de la historia: La 250 EXC.
Prueba KTM 250 EXC 2013. La evolución de una enduro ejemplar.
Parecía difícil, pero una vez más KTM ha vuelto a superarse con la 250 EXC.
Una vez más nos ponemos manos a la obra y realizamos el ensayo de una de nuestras motos preferidas, quizá esto se note demasiado, pero dadas sus características, es capaz de enamorar a cualquiera.

Para empezar, una vez más, es la líder en cuanto a ligereza, sus 102 kg parecen, de momento, difíciles de alcanzar por la competencia. En la fábrica austriaca se lo han tomado muy a pecho, siendo frecuente que en cada cambio se aligeren aquí y allá unos gramos. Esto hace de ella una máquina ideal para trialeras y el enduro más extremo.

El nuevo embrague de diafragma sin muelles, denominado en fábrica DDC (Damped Diaphragm Steel), es 250 gr. más ligero. En su accionamiento los silent-blocks incorporados en la maza del embrague reducen el impacto en la transmisión al ir insertando marchas.

Siguiendo con el motor, incorpora una nueva caja de láminas, de nuevo V-force, que mejora la entrega de potencia y la fiabilidad. Así mismo el arranque eléctrico, de serie en todas las 250, 300 y 200cc., es nuevo, aunque en prueba de la versión anterior no nos falló, su accionamiento y el sonido que producía no nos daba buena sensación de durabilidad. Ahora podemos decir sin dudas que arranca tan bien como sus hermanas de cuatro tiempos.

Como en el modelo anterior, se entrega con tres muelles distintos de válvula de escape, correspondiendo a tres respuestas diferentes, desde la más suave, ideal para firmes más resbaladizos, al muelle más blando, que proporciona un comportamiento más agresivo.

Además si montamos el interruptor opcional Power Parts podemos modificar el encendido en este sentido, si bien en la moto, tal y como viene de serie basta con desenchufar un cable del CDI, pudiendo acceder a la curva de potencia más contundente, pero también menos progresiva.

El chasis de acero al cromomolibdeno, no cambia respecto al nuevo, estrenado el año pasado, que como recordamos proporcionaba una agilidad superior. Donde sí tenemos un cambio es en las tijas, que vuelven a al avance de 20 mm, siendo el anterior de 22 mm. con ello vuelve a aumentar la manejabilidad, a costa, claro está de perder un poco de aplomo, algo que gustará a algunos, pero también tendrá detractores.

Los plásticos, con la gráfica integrada, son los mismos del año pasado, cambiando, de un moto acertado el diseño gráfico, reforzando esa imagen ligera que ya conocemos. El depósito de unos 9,5 lts. sigue siendo transparente.
Prueba KTM 250 EXC 2013. La evolución de una enduro ejemplar.
El habitual manillar Necken, lleva unos nuevos puños, de dos componentes, con dureza óptima y buen agarre. Sobre él va anclada la bomba de embrague Magura, con maneta plegable y la excelente bomba de freno Brembo, que hace olvidar, para siempre, los problemas que padecimos los usuarios de las 2007, faltas de mordiente y esponjosas de tacto.

Delante la horquilla WP de 48 mm de diámetro, con un reglaje ideal para nuestro tipo de pilotaje y peso, se ha mostrado muy eficaz, complementando al amortiguador de la misma marca montado sobre el habitual PDS, que a diferencia del motocross, no parece que vaya a ser sustituido de momento. KTM sin duda confía en el sistema para el enduro por las ventajas que aporta, tanto en tracción como el ligereza.

Las llantas Giant, en aluminio, equipan neumáticos Maxxis a los que en un principio no encontramos ninguna pega. Según asegura la marca en su dossier de prensa, tienen una mayor duración, algo muy acertado para la mayoría de los usuarios.

Una vez tirado el starter, pulsamos el botón rojo y el motor se pone en marcha al instante, de un modo más seguro que en modelos anteriores, cuyo sonido hacia albergar dudas. A lo largo de la prueba no ha fallado una sola vez, respondiendo al instante.

Incluso en situaciones comprometidas, en caladas de esas que pueden acabar en el suelo, hemos movido el dedo, un leve toque y en marcha de nuevo. Por suerte nos hemos olvidado de la palanca, esperamos que para siempre, sobre todo los más bajos. Basta recordar que en muchas subidas trialeras hay que medir ¡2’50 metros! para accionar este elemento.

Como siempre pasa en este modelo, desde el primer instante nos encontramos a gusto. No solo por la posición de conducción, muy ergonómica, sino por la suavidad de conducción, con un cambio preciso y rápido, sin brusquedades, solo el punto muerto, como sucede en todos los modelos con pocos km. se muestra un poco remiso a ser encontrado.Prueba KTM 250 EXC 2013. La evolución de una enduro ejemplar. El motor se muestra ideal, de lo más suave, con buenos bajos y una progresividad encomiable. El sueño de todo dos tiempos. Puedes pilotar la 250 EXC de un modo suave, sin estridencia, aprovechando la buena respuesta en baja, llevándola incluso en marchas largas o girar el puño con decisión para destrozar cronómetros en competición pura.

Lo permite todo, es decir es apta tanto para los pilotos más tranquilos que quieren una conducción más relajada como aquéllos dispuestos a ganar en scratch en carrera. La única condición es tener buen tacto de gas.

Es como si la transición del Dr. Jekill a Mr. Hide fuera de lo más sutil, no se aprecia para nada la apertura de la válvula de escape. Aquél “efecto turbo” de otras mecánicas menos evolucionadas aquí no se aprecia en esta KTM. Toda una delicia.

La configuración probada, con el muelle amarillo, es decir la intermedia, se nos antoja perfecta para nuestro gusto, si bien cuando el firme es mayoritariamente muy resbaladizo, como puede ser sobre hierba húmeda, barro, raíces, etc. el muelle verde, más duro, ofrecerá una apertura de válvula aún más suave y dosificable, quedando el tercero, de color rojo, para terreno seco y con buena adherencia.

Tras unas primeras impresiones vamos acelerando el ritmo e internándonos en zonas más complicadas. Es en las trialeras donde encontramos un plus de ventajas con esta mecánica. A la tan comentada ligereza hay que sumar una manejabilidad excelente, cambiando de trayectoria de modo casi telepático.

Subir escalones, cortados o superar zonas de rocas es más fácil que nunca. El bajo nivel de inercias, debido al bajo peso, nos infunden una osadía ante los obstáculos que no tenemos con otras motos.

Ante los imprevistos un ligero golpe de gas y... ¡alehop! si a ello acompañamos el movimiento del cuero adecuado no hay nada que se nos resista. Un juguete ideal para el enduro más duro.

Estas cualidades permiten que más de un piloto, acostumbrado a la nobleza de reacciones de los cuatro tiempos, vuelva su mirada hacia esta moto, que hace fácil lo difícil, además cansa menos, tanto por las menores inercias de la moto en general como de las que genera el motor. Enamora desde las primeras pistonadas.

Cierto que habrá pilotos, más acostumbrados al aplomo de otras mecánicas, como Yamaha, Husqvarna o incluso Gas Gas, que la notarán un tanto ligera de delante, pero lo cierto es que las EXC han mejora mucho en este aspecto, dando una gran seguridad al piloto, con una capacidad de reacción ante imprevistos realmente notable, algo que juega a su favor.

La entrada en curva con el chasis estrenado el año pasado mejora aún más si cabe. El complemento de unas cada vez más eficaces suspensiones WP proporcionan una de las partes ciclo mejor conseguidas del mercado.

Sin duda una gran enduro capaz de hacernos vivir grandes aventuras endureras. Una vez sea tuya jamás la olvidarás.

Puestos a buscarle peros, la verdad es que cuesta, nos gustaría que fuera más barata de adquisición, soñar es gratis, pero esa es otra historia. Bienvenida de nuevo KTM 250 EXC.

Más Pruebas de motos

Iniciamos con algo de retraso la temporada de pruebas 2018 con un modelo muy querido por todos los públicos. A su vuelta hace unos años ya afirmamos... [...]
Cuando ya apuntan las novedades del 2018 os ofrecemos la prueba de esta poderosa máquina de enduro. Con unos cambios tan importantes como en el resto... [...]
Esta cilindrada fue durante muchos años una de las categorías del Europeo de Enduro, cuando todavía no existía el campeonato del mundo. Siempre fu... [...]
Cuando en 2007 KTM sacó a la venta la primera versión de este modelo fue un antes y un después en esta categoría. Con permiso de la hasta ahora re... [...]
Desde su aparición la 450 de KTM ha sido siempre una de las joyas de la corona, una enduro en la que se han esmerado como la que más. Un modelo que ... [...]
Ver más entradas